martes, 1 de julio de 2014

Sábado laborioso en La Reina de Escocia y domingo relajado en Subirats

Un día de invierno con Jordi F., al enterarnos que se había reequipado la Reina de Escocia de El Bisbe (casualmente acabada el día de mi cumple) planteamos como posible escalada para este verano. Al poco tiempo hablando con Xavi J. le comenté este plan y él que tenía una cuenta pendiente con esta vía se animó.

Cuando vimos que el 1 de Abril del 2014 Sachi Amma y Ferran Guerrero, realizaron la primera ascensión en libre de La Reina de Escocia 220 m (El Bisbe) quedando una máxima dificultad de 8b+, aún nos motivó más para ver de cerca esta sensacional ascensión que realizaron los colegas:
Foto cima El Bisbe de Sachi Amma y 'Ferran Guerrero'
Reseña con el grado correspondiente en libre

La semana pasada empezamos a hablar con Jordi de que podríamos escalar, con el condicionante que fueses a la sombra. Recibo sms de Xavi J. y entonces se me encendió la 'bombilla' y les propuse ir este sábado a la Reina de Escocia. Rápidamente nos pusimos de acuerdo y en espera de la evolución meteorológica ya empezamos a estudiar la logística de cuerdas y material. Finalmente la semana fue alternando sol con alguna tormenta, pero el viernes la parecía claro que el tiempo iba a ser ok.

Quedamos temprano en Can Massana con la ida de hacer la aproximación y a pie de vía comer el bocata de turno y así lo hicimos. Al llegar a la base de El Bisbe ya vimos una cordada que estaba en la R-1 de la GAM y otra cordada iniciando la Anglada-Cerdà de La Boleta Foradada.
Cordada a la R-1 de la GAM

Mientras nos comíamos pasaron unos compañeros que iban a hacer la Ancestra y nos avisan que vien por el camino otra cordada que también querían hacer la misma vía que nosotros. Acabamos rápido el almuerzo y rápido a buscar el pie de vía. Xavi J. que ya había hecho el primer largo no dudó donde era. El primer largo que en teoría es super fácil (III-IV) y asegurado con 2 parabolts es de aquellos que para empezar no es de gusto de nadie ya que tiene de todo un poco: roca mediocre, vegetación inestable y, por cierto, sólo vimos un parabolt de los dos que indicaba la reseña original. Total que Jordi y Xavi J. me cedieron amablemente el placer de comenzar...
Primeros metros del primer largo

Llegué a la R-1 sudando por la calor y supongo que también por la 'emoción' del largo. Al subir los compañeros, Jordi tuvo un pequeño susto, ya que al pillarse a uno de los arbolitos que yo había pasado una cinta, se fue abajo con el 'vegetal' en la mano, unos 3m antes de llegar al único parabolt que encontramos del largo. Me quedé alucinando al pensar la 'castaña' que me hubiera dado si me pasa yendo de primero...
 Los dos Xavis en la R-1

Sigo con el segundo largo con un paso de Aopara llegar a una vira que hay que flanquear de izquierda a derecha. El primer paso lateral ya tiene su 'miga' para llegar al segundo parabolt. Después más fácil sigue flanqueando en ligera diagonal ascendente hasta llegar al cuarto parabolt. Aquí tiró de fi-fi para llegar al siguiente parabolt (dicen que en libre 6c+). A partir de ahí nos dirigimos hacia el diedro de la izquierda, sin llegar a tocarlo y ascender en zig-zag por tereno con algún tramo de roca delicada y sin apenas posibilidades de poder colocar ninguna ieza. No es por la dificultad (dicen que IV+) pero la distancia del último parabolt a la R-2 es de unos 10m. R-2 sobre un árbol y de dos parabolts y varios buriles.
 En el tramo del primer flanqueo del segundo largo 
Xavi J. entrando a la R-2

Jordi se ofrece a hacer el siguiente largo, casi todo artificial salvo un breve tramo en libre de IVº. Hay intercalados parabolts con buriles/espits lo cual permite que no tengas que esforzarte mucho para llegar de un seguro a otro.
 Jordi en los primero metros desplomados (8a para los buenos)
 Asegurando desde la R-2
Los Xavis entrando a la R-3

Mientras Jordi hacia el largo hemos cruzado unas palalabras con la cordada que venía detrás y creyendo que la cosa iba para largo, deciden bajarse con un rápel algo 'matojero' desde la R-2. Jordi que llevaba un híbrido de bambas de trekking con puntera de pie de gato, no se veía muy fino para hacer mucha dificultad, y viendo como eran ya los IV de la vía, cede a Xavi J. para hacer el cuarto largo, que para mi es uno de los más obligados de la vía. A pesar de que al ver la reseña que marca 25m con 16 parabolts y un clavo y con una salida en libre de Vº, puede parecer que está 'cosido', nada más lejos de la realidad. 'Cosido' está al principio y al final del largo, pero la zona intermedia hay unos 8m con un solo clavo intermedio, en el que por cierto había un mosquetón abandonado. Xavi J. le echó valor y pasó limpiamente pero 'sudando' lo suyo. A nuestro parecer este tramo podría graduarse de V+ o algo más...
Primeros metros 'tranquilos' del cuarto largo
En el tramo clave del cuarto largo

Mientras vemos como evolucionan un par de cordadas en la Anglada-Cerdà de La Boleta Foradada:


Jordi entrando a la R-4
Detalle de la R-3 con un espárrago de parabolt 'suelto'

El quinto largo que es el de grado más exigente para los que vayan en libre (8b+), para el resto de los mortales, es el menos exigente pudiendo hacer todo en Ae sin ningún esfuerzo extraordinario. Tiene como tres tramos: uno vertical al inicio, un segundo tramo de menos inclinación y la parte final donde vuelve a desplomar y donde me imagino que los biceps de los que vayan en libre deben ir a tope.
 Xavi J. y Jordi en la R-4
Detalle de la R-4
 Una cordada en la cima de La Cadireta d'Agulles
Las dos cordadas de La Boleta Foradada evolucionando

Vuelve Jordi a tomar el relevo y enchufa el turbo para hacer este impresionante largo, empezando ya a tocarnos el sol.
Jordi evolucionando en el quinto largo
 Los Xavis en la R-4
 En el quinto largo
 Xavi entrando en la R-5
 Xavi J. tocando alguno de los cantos finales del 8b+
 Jordi asegurando en la R-5
La cuerda muestra el desplome que hace este tramo de la pared

Otra vez le toca a Xavi J. hacer el siguiente largo, el sexto, que aunque aparentemente parece fácil, al iniciar un tramo de artificial de parabolts (ó 7a+), después un tramo resiguiendo una fisura y protegido con 6 clavos de Vº y finalizar superando por encima de la fisura hasta llegar a la base de la cabeza de El Bisbe con una dificultad de IV+. La realidad es que este largo también hay que pelear lo suyo. El inicio sin problemas con artificial de parabolts, por cierto entre medio queda un plomo como muestra de otro tipo de escalada. El único problema es para chapara el último parabolt antes de deplazarse hacia la fisura. Para darle más emoción Xavi J. se saltó los dos primeros clavos, ya que en lugar de desplazarse hacia la derecha, por un tramo más sencillo, para buscar lel primer clavo, optó por salir recto del parabolt y la cosa tenía mucha 'guasa'. Advertir que los clavos son de cabeza bastante pequeña y mejor ir surtido de cordinos para chaparlos. La fsura describe un arco de derecha a izquierda y desde luego que es Vº de los de verdad. Una vez se llega al último clavo, saldremos un poco por su izquierda, superando un primer paso desplomado, pero con mucho canto, y después toca navegar por una placa en la que hay que visualizar bien los movimientos para no liarse,y aún así, desde luego no nos pareció IV+. Por suerte lo que es de lujo es la R-6 en una buena repisa, que después de tres reuniones colgadas, es todo un lujo.
Xavi J. en el paso que hay que ir por la derecha y él salió recto
 Jordi pedaleando en el primer tramo del 6º largo
Xavi en el tramo final del largo
Xavi en la R-6

El último largo me toca a mi y consiste en superar la cabeza con 4 pasos desplomados de artificial y llegada a la cumbre por unas placas de IV pero sin ningún seguro. Hay una reunión antigua de dos buriles, pero mejor hacer la R-7 a la izquierda, en la última reunión de la GAM.
 Saliendo del desplome
 ültimos metros para llegar a la cima
 Asegurando cómodamente desde última reunión de la GAM
 Bonita panorámica de El Lloro
 Aquí panorámica de La Monja
 Montando el rápel
Rapelando

Hemos llegado a la cima a las 17h, lo que supone que hemos tardado 6h 30' aproximadamente, que teniendo en cuenta que eramos cordada de tres y la cantidad de pedales que hemos hecho, no está mal.

Bajamos siguiendo las marcas azules que descienden entre El Lloro y La Monja y pasando por El Dit, llegamos al camino de la travessa que nos lleva tranquilamente, pasando por el refugio, hasta Can Massana. Al llegar vemos a bastantes caras conocidas (Xacó, Rosa, Ángel, Marcelo, Juan,...), ya que había la celebración del cumple de Pely y nos invitaron amablemente a comer coca y beber...
Foto de 'Rosa'

No habíamos coincidido nunca los tres escalando juntos, pero pienso que ha habido muy buena 'química' y que no será la última...

El domingo, que como podéis imaginar estaba con agujetas por todos lados (menos en el DNI), ya había planeado una jornada relajada en Subirats, con la familia del que fue prácticamente mi primer compañero de escalada: Mariano, su mujer Judit, que fue alumna mía en un cursillo de iniciación y sus dos hijos Jan y Roc (aún demasiado pequeño para escalar).

Al llegar a la escuela, me encuentro con compañeros de Glacera de Alpinismo (Taqui, Antonio y Rosa) con los que estuvimos un rato petando la charrada, aunque ellos ya llevaban un rato y no tardaron en marchar.

Tanto Mariano como Judit hacía como seis o siete años que no escalaban, así que también era un reto para ellos volver a tocar la roca. En cuanto a Jan, con 6 años, ya se le ven 'aptitudes' para dedicarse a este deporte. Hay que decir que una vez a la semana va a entrenar a un rocódromo, pero claro, no es lo mismo que la roca de 'verdad'.
 Jan
 Judit
 Mariano
La familia al completo

En definitiva una agradable jornada en buena compañía y espero que no sea la última vez.


2 comentarios:

Merto dijo...

Enhorabona pel "viote".

Xavier Díez Mercero dijo...

Ara tens tu que anar a la GAM...