diumenge, 15 de setembre de 2013

Josep Mª Montfort (Montanisell): ¿escalada para coleccionistas?

Este sábado quedé con el tocayo Xavi J. para escalar en el Alt Urgell, pero sin concretar nada, en espera de ver como evolucionaba la climatología y a decidir mientras almorzábamos en el bar Tahussà. Cuando ya acabamos de mirar reseñas fue cuando Xavi J. se acordó de una cuenta pendiente, que yo también la tenía: Josep Maria Monfort en la Serra de Sant Joan (Montanisell). Sólo recordaba los comentarios que me había hecho Mika sobre la vía, claro está que él lo hacía habiendo escalado la vía vecina Dismi, y no  eran demasiado buenos. Casualmente llevaba fotocopiado el artículo  de Desnivel (nº 236) con las clásicas panorámicas de ABC, y sobre ella apuntamos el material que apareció en la reseña que se publicó en el Vertex nº 171:

Llegamos al Coll de l'Apallador y ya vimos el recorrido de la vía:
Foto del blog de 'Josepilaura'

Aproximación bastante evidente que en 45 minutos nos permite llegar a pie de vìa. Fuimos un poco 'mosqueados' al ver dos reseñas diferentes de la vía DISMI en la que una la ubicaba la izquierda de la Josep Mª Monfort y otra a su derecha. Por cierto que al llegar el aparcamiento estaba lleno de coches, pero ninguno era de escaladores, sino de 'boletairas' que lo primero que nos preguntaron era que íbamos a hacer, como si no les gustara que los forasteros les pudieran quitar su preciado tesoro:


Vimos los parabolts de la DISMI y me desplacé a la derecha, encontrando una flecha grabada, que cuesta ver (está a unos 20m a la derecha de la Dismi):

Comienza Xavi J. con la duda de por donde iba la vía, cuando ve el primer clavo, que mas que clavo es un trozo de ángulo de estantería:
Xavi J. en el primer clavo de la vía

Escalada técnica sobre roca dudosa, hacen que sean un IV de esos curiosos. Siguiendo en diagonal a la izquierda aparece otro pseudoclavo, para proteger otro paso, de IV+ bastante curioso. Después ya más fácil se alcanza la primera R de la Dismi, que utilizamos de reunión (parabolts con argollas).

El segundo largo hace una marcada diagonal a la izquierda para evitar un tramo más vertical y liso, donde sólo encontré uno de los clavos que marcaba la reseña (hay que vigilar algún tramo de roca). Después de alcanza una repisa desde donde se vislumbra los cordinos que cuelgan de la R-2. Un agujero para meter un buen friend del nº 2, que se notaba que ha sido bastante utilizado, permite asegurar el paso de IV+/V en placa de slab para acceder a la citada R-2 (de 2 espits). Un allien (el amarillo) me permitió poder entrar mejor asegurado en los últimos metros.
Entrando a la R-2

La tercera tirada es la más difícil de la vía, que no se si por error de ABC en el croquis de Desnivel gradúa como de A3/V+, cuando hay otras que la marcan de 6a+. Como no llevábamos clavos, teníamos una cierta preocupación. Xavi J. acabó poniendo un pie en baga desde el primer sepit para chapar el siguiente clavo, pero todo el resto consiguió hacer en libre. Aquí la roca ha mejorado y a los 25m se llega a la R-3 de dos espits.
Xavi J. batallando el tercer largo

El recorrido del cuarto largo parecía claro en su parte superior, que recorre un amplio diedro, pero su acceso, al no estar ya ninguno de los clavos de la reseña original, hay que sortear tramos terrosos y algún bloquecillo sospehoso. Por suerte el diedro, aunque también tiene un paso terroso al inicio, tiene una roca genial y unas buenas posibilidades de protección que evidentemente no desaproveché. Un último paso atlético para abandonar el diedro hacia la izquierda, permiten alcanzar la R-4 de dos espits.
Bonito diedro a la entrada de la R-4

Quinto largo que en principio parecía un paseo de IVº, y en el que mejor no despistarse, sirve para alcanzar la base de un diedro que nos permite superar la zona desplomada de la pared, que la Dismi ataca frontalmente. Aquí tampoco vimos el clavo anunciado, aunque con sabinas y algún friend se puede proteger.
Iniciando el largo flanqueo de 35m del quinto largo

El sexto largo inicia por un diedro/bavaresa atlético, con seguros alejados, pero que nos marcan el camino a seguir en su primera parte. Después se alcanza unas placas que hay que fiarse de la intuición. Por suerte no me falló y alcancé una buena repisa donde puede montar la cómoda R-6 de un árbol.

Siguiendo la repisa hasta su final en el margen derecho, se monta la R-6 bis de otro buen árbol. Aquí ya se vislumbra por donde poder acabar la zona desplomada de la pared. Inicio atlético que permite llegar a una pequeña repisa donde encontramos el único clavo del largo. Sigue en diagonal a la izquierda con pasos técnicos y con roca no del todo buena, para después seguir por un tramo muy terroso que permite alcanzar la buena R-7 en otro gran árbol.
Iniciando el curioso séptimo largo

Desde la R-7 parece que alcanzar la cima es mero trámite, pero nada más lejos de la realidad. Los clavos que marcaba la reseña original ya no están, con lo que sólo figura un espit. Iniciando el largo por una fisura que hay a la derecha, permite ganar altura poniendo algún friend, pero después hay que cruzar un tramo terroso para llegar a la placa final, donde los 5m que hay para alcanzar el espit, es de cantos romos y protección difícil. Se llega al espit resoplando y viene el postre final, 5m con roca dudosa en el que mejor no equivocarse. Una pequeña sabinita en la parte final permite respirar algo antes de salir a la cima, montando la R-8 en un gran árbol.
Saliendo a la cima se ve el aparcamiento en la parte superior izquierda

Han sido en nuestro caso cinco horas de escalada intensa con tramos que tenías que esforzarte para ver la lógica de la vía. 

De camino hacia la canal de bajada vimos numerosos 'bolets' sin buscar, e incluso Xai J. consiguió un 'rovelló':

La bajada la hicimos por la canal que vimos marcada con una buena fita, que aún no tengo claro si era la primera o la segunda:

En la canal cuando ya Xavi J. estaba destrepando un curioso tramo, me encontré con una instalación de rápel (un trozo de cuerda, un cordino y un maillón) y en 30m resolvimos este tramo. Después bajar por tarteras y tramos de senderos, para alcanzar finalmente el aparcamiento. Llegamos cansados y con cierta duda de como comentar la vía. En parte doy la razón a Mika ya que tiene bastantes tramos que más que escalar vas de Livingston buscando la vía entre tramos terrosos y rocas 'sospechosas', pero a su vez parte de su gracia está en descifrar el buen camino para ir superando la pared para alcanzar finalmente la cima. También advertir que como no sabíamos que íbamos a esa vía no llevábamos clavos lo cual hizo que hubiera tramos donde más vale no parar ya que no entran ni friends ni empotradores.

En resumen se podría decir que es una vía para 'fanáticos coleccionistas'...

2 comentaris:

Lo Gall ha dit...

Hola Xavi. Cuando fuimos nosotros los clavos que dices , aun quedaban algunos. Sorpresa con las patas de estanteria, hat que tener hue... par poner eso como salvavidas. Por otra parte , la encontre una via que te hace estar atento i te pone el coco en su sitio. A nosotros nos gustó , pero no tanto como para volver.

Cimas de Papel ha dit...

Bona Via i millor bolet