jueves, 11 de julio de 2013

Escalada clásica a la sombra: Cabirols y Flautats

Este finde en principio iba a ser dedicado a Montserrat, el sábado con Isma y Jose y el domingo con Mika, pero a última hora me confirman los compañeros que lo del sábado quedaba aparcado por problemas físicos de ambos. 

Como otras veces, contacto con Jordi y Assumpció para ver que planes tenían y me comentan que querían ir a la Civis-Genís de la Dent de Cabirols, y como hacía bastantes años que no la escalaba, me sedujo el plan, además pensando que la opción de escalar en cara norte con el clima reinante era una muy buena elección. 

El sábado temprano nos reunimos en Monistrol para tomar unos cafés y cargar los bártulos en un solo coche. Al llegar al Mirador de Gresolet alucinamos de la cantidad de coches que había aparcados, que por suerte no eran de escaladores, sino de personas que estaban preparando la cursa de 'Skye Running' que se correrá este fin de semana próximo.

Mientras preparamos el material vemos que aparece otro coche de escaladores, que después hablando resulta que querían hacer la misma vía. Después debieron pensar que nos íbamos a quedar a vivir en la vía y prefirieron no esperarse (la vía la hicimos en 3h, que para ser una cordada de 3, no está mal).

Hacemos la aproximación (corta pero intensa) y vemos que hay dos cordadas al inicio de la Cerdà-Albert, que luego siguieron por la 'vía del Guarda', que era la última que escalé en Cabirols.
Recorrido aproximado de la Civis-Genís
Como casi siempre, buena reseña en 'Escalatroncs'

Acordamos que Jordi hiciera los tres primeros largo y yo el resto. Empezamos la vía ya a la sombra y la temperatura era muy agradable, hasta para ir con camiseta de manga larga.

La primera diferencia sustancial que encontré en la vía nada mas comenzar: el pino se ha secado.
Pino vivo                         Pino muerto

Aunque antes estuviera el pino 'vivo', también se movía, pero actualmente da la impresión que lo puedas partir de una patada...De hecho ya hay comentarios por la red de personal que hace el paso por la placa sin utilizar el árbol (entra algún alien bien). Después en la parte final del largo la chimenea sigue teniendo su gracia:
Presionando en la chimenea

El segundo largo es uno de esos que da la sensación de estar en una gran pared, con pasos verticales y atléticos, combinados con alguno más fino.
Jordi en el segundo largo 
Los compañeros navarros evolucionan por la Del Guarda

Tercer largo corto pero con un tramo 'intenso' (vertical y atlético):
Jordi asegurando a Assumpció en el tercer largo

Al llegar a la R-3 enseguida me vino a la mente al ver el inicio del cuarto largo la foto que me hizo Josep Emili en 1985 y que el amigo J. Miquel Dalmau publicó en su guía del Pedraforca (p. 141), así que tocaba hacerse la foto en el mismo sitio:


El recorrido serpentea por terreno variado encontrando pasos de placa, bavaresa, diedro y con 'aire' bajo los pies.
Entrando a la R-4

Un último largo que resigue un diedro (hay que prestar atención a algún tramo de roca en la parte central), nos permite alcanzar la R-5 junto al árbol que utilizaremos para rapelar en el descenso.
Assumpció en el diedro del último largo

Iniciando el rápel

Al llegar al pino nos encontramos a los navarros que estaban preparando el rápel y nos comentaron que el guarda les había informado que la forma más rápida de bajar era después del rápel de 20m del pino, seguir bajando para buscar un sistema de 2 rápeles más que te llevan a la base de la pared. Nosotros preferimos seguir la ruta habitual de descenso.

El domingo el plan inicial con Mika era hacer la vía G.E.E.B. de la Cadireta del Diable y proseguir con la Travessa de Flautats:
'Escalatroncs'                             'Joan Asín'

                                                                    'Ressenya.net'

Los comentarios leídos y la calor reinante nos hizo dudar del horario indicado para comenzar la vía, así que quedamos para almorzar tranquilamente en Monistrol y después ya encaramos la aproximación por la canal del Pou del Gat, que con una fuerte pendiente nos permite ganar rápido desnivel:

Después ya por el Camí de l'Arrel pasamos por debajo de nuestro objetivo. Eran las 12h y aún tocaba el sol en toda la vía:

Decidimos ir a hacer tiempo a Sant Benet donde aún quedaban restos de la 'fiestecilla' que habían montado aquella noche.

Finalmente nos decidimos a hacer la aproximación y nos fuimos hacia Trinitats. El acceso sin ser una autopista, se va encontrando serpenteando entre la vegetación.

A las 14h empezamos la vía con una temperatura agradable, ya que no nos tocó el sol, salvo unos pocos metros en la parte del artificial y antes de la cima.
Mika en el primer largo

El primer largo sin ser el más técnico, es que nos costó más, primero porque te coge en frío y su escalada vertical y muy técnica de pies, obliga a esforzarse. Se van encontrando clavos, pero advertir que por hacer caso a la reseña de 'Escalatroncs', sólo fuimos con empotradores y aliens y verdaderamente en el tramo más delicado, entran a cañón friends a partir del nº 2. La roca también es la típica de cara norte a la que hay que prestar atención. En la parte final hay algún parabolt.

En el segundo largo me tocó pelearme con otro diedro que lo que me preocupaba era saber en que momento tenía que abandonarlo para ir a buscar la siguiente fisura a la derecha, ya que los clavos que hay cuestan de ver.  La alegría fue al ver dos parabolts en la zona que comienza el flanqueo, después ya la fisura al ser más fácil está 'en bolas'. Reunión por encima de los árboles.

El tercer largo en teoría es el más difícil en cuanto al grado obligado, pero después delos dos primeros largos, ya no nos pareció tan difícil. Mika lo pasó limpiamente y yo sólo con un reposo.

El cuarto largo es el del antiguo artificial y en el que se ha restaurado poniendo parabolts de tanto en tanto, lo cual quiere decir que si se quiere hacer todo en artifo, toca colgarse de antiguallas...

El primer seguro, que es un parabolt, ya te obliga a salir de la reunión en diagonal a la derecha con un paso vertical 'gracioso'. La progresión se puede ir combinando con alguna salida en libre. Los últimos metros ara entrar a la reunión, son IV+ pero el último seguro queda bastante abajo, o sea mejor no equivocarse. Llego a la reunión bajo la bola final y veo que una cuerda fija une la reunión con uno de los árboles que hay a la derecha, marcando un posible escape. Mika probó el largo en libre, pero no pudo encadenarlo completamente. Para ser ¿6c? le pareció grado muy apretado.

Mika no tenía muchas ganas de pedalear en el techo y se fue a investigar hacia el posible escape, pero viendo que nos tocaría subir por una chimenea de roca dudosa, prefirió el pedaleo:

Por fin nos reunimos en la cima, son las 17h  y vemos la continuación por la Travessa de Flautats, que sin ser difícil, es muy entretenida.
Mika en la cima de la Cadireta del Diable.
Panorámica de Els Flautats, con la Cadireta del Diable a la derecha

Este recorrido siempre me había atraído, y desde luego me imagino la osadía de L. Estasen y amigos, en 1922, para enfrentarse con este recorrido para funambulistas, actualmente con rápeles y algún destrepe.

Lo más expo está en el último destrepe para llegar al collado con el Fessolet. Después ya emprendimos la bajada rápidamente, pasando primero por la Mómia y lego ya recuperando el mismo camino que utilizamos para la aproximación.

En resumen ha sido un fin de semana muy bien aprovechado y pudiendo escalar a la sombra. Otro cosa es que el lunes, como decía Rambo, pensé 'no me siento las piernas...'