dimecres, 12 de desembre de 2007

Rincones para escalar en día fríos en Montserrat

El “macro-puente” de la Constitución me pilló un poco en fuera de juego al fallar los planes iniciales. Al final conseguí asegurarme compañeros de cordada para todos los días.
El jueves estuve con Cristina Holle, Ismael Morejón y Jordi Lletche en la siempre concurrida escuela de “La Facu” (Canyelles) y para mi sorpresa estuvimos todo el día trepando sin tener que esperar que las vías quedasen libres, ya que nadie apareció. Por cierto en el camino de aproximación hay una cadena con un cartel que indica “Camino privado”, lo cual siempre “mosquea” y más cuando el propio Ajuntament de Canyelles es el que ha señalizado el cómo acceder a la pared y dónde aparcar el coche.

El viernes nos fuimos con Cristina a investigar por Collbató a la Paret de la Codolosa (aparcar el coche en el merendero que hay antes de llegar a las Coves de Salnitre) y realizamos 2 itinerarios:
-L’avi trepador, que según la guía de Luichy es de 85m y Vº, equipada con spits. Vale la pena llevar algún “cacharro” (aliens) en algún tramo en el que los seguros “alejan”. El inicio del segundo largo es “curioso” y hay un pitón algo escondido (lo vi gracias a la información que me facilitó en el Bar Anna el amigo Francesc García, con más de 70 años y toda una institución en el mundillo de la escalada). Para rapelar si se llevan cuerdas de 60m es mejor hacer el primero corto (30m) hasta la segunda reunión y el segundo largo (55m) hasta el suelo. La calidad de la roca es excelente, lo cual sorprende viendo el entorno de roca “dudosa” que parece a primera vista. Cristina entrando a la primera reunión de L'avi trepador

-A la izquierda de la vía mencionada hay un parabolt con argolla que marca el inicio de una vía de la cual no he encontrado información. Este es un itinerario muy bien protegido con parabolts con 2 largos: uno de unos 25m de IV+/V de placas con algún pequeño resalte y el segundo de unos 50m con un inicio explosivo en desplome (¿6a?) seguido de una sucesión de placas (IV+/V) hasta encontrar otro resalte (aquí no lo vi claro y me pillé al seguro) y posterior diedrillo (V) hasta encontrar la segunda reunión. Roca excepcional. El descenso por la misma vía. Cristina en el segundo largo de la via existente a la izquierda de L'avi trepador

Como el día anterior, estuvimos con toda la “tapia” para nosotros. Recorrimos después todo el pie de la pared y visitamos la Cova de la Codolosa, de la cual toma el nombre la pared. Hay abierta una vía por todo el desplome (¿artificial ó mucho grado?).

El sábado con Ismael y Jordi bajamos a la Serra de Prades y allí nos encontramos con el amigo David Avellán, que después de un año inactivo vuelve a la carga. Acabamos por ir al Grau dels Masets en Siurana, un sector recomendable con bastantes vías "factibles" sobre excelente roca. Aunque ya estuve 2 semanas antes, me pude quitar alguna cuenta pendiente. Sorprendentemente tampoco encontramos a mucha gente.

El domingo para rematar el puente me fui con Jordi a buscar otro sector de Collbató, el de los Totxos CAM Nou Barris, donde este verano se han acabado de equipar bastantes vías. La idea era hacer dos vías de 3 largos: Somni de Primavera y Somni de Tardor. En principio gracias a la colaboración de un vecino del pueblo que estaba paseando su perro,nos indico como llegar al sector, Encontrar las vías nos costó “un poco más”.
Casualmente volví a encontrarme a Francesc García que estaba subiendo por la Somni de Tardor con “bambas” (se había dejado en casa los pies de gato).
“Flipé” al verle hacer el tercer largo (¿6a?) y añado la foto como prueba. Empezamos por la Somni de Primavera, vía de 3 largos con roca “excelente”. Los dos primeros de IV/IV+ Jordi en segundo largo de Somni de Primavera

nos conducen al pie del tercero, que calificaría como una verdadera “joya”. El tramo inicial (graduado de 6a) es vertical y fino con algún “agujerito salvador” y discurre haciendo una diagonal hacia la izquierda durante unos 4m y de ahí todo recto hacia arriba por una placa preciosa, al inicio de V+, y a medida que subimos decrece la dificultad (V-IV+-IV). Jordi en el tercer largo de Somni de Primavera

Bajamos junto a Francesc y su colega y nos despedimos de ellos, ya que ellos ya tenían que marchar. Nosotros enlazamos con la vía Somni de Tardor. Un primer largo interesante con un tramo de V+ y después IV+ por unas buenas placas. El segundo largo de parecido carácter a la de la vía anterior y por último la desagradable sorpresa del tercer largo. Parece mentira como dos largos que están distanciados unos 5/10m entre ellos, puedan tener una roca tan diferente. En este caso dada la escasa calidad de la roca, me resulta incluso difícil poder graduarla. La reseña marca V+/6a/IV+/V/V+. Le tocó a Jordi y no veas el “rebote” que se llevó ya que se tuvo que ir pillando a casi todos los seguros. De segundo conseguí hacerla “limpia”, pero tengo claro que en muchos pasos los conseguí al ver que la cuerda venía por arriba. Hay muchos tramos con tierra y alguno con roca descompuesta, sobre todo el último desplome para entrar en la reunión.
Si tuviera que recomendar a alguien como escalar en esta zona, le diría que la mejor combinación es entrar por la Somni de Tardor y sin dudar, salir por el último largo de la Somni de Primavera. Jordi rapelando tercer largo de Somni de Tardor